Artesacro

OTRAS EDICIONES:

2012
2011
2010
2009
2008
Comunidad de Madrid

Egidius Kwartet

DEN CONINCK VAN HISPAENGIËN (PHILIPPUS SECUNDUS REX HISPANIAE)

Sobre la obra

DEN CONINCK VAN HISPAENGIËN (PHILIPPUS SECUNDUS REX HISPANIAE)

PROGRAMA

Música de los Países Bajos en el siglo XVI

 

I. En la corte de su padre, Carlos V

  Nicolas Gombert
(ca. 1495 - ca. 1560)
Laeta dies (doopmotet voor Philips)
A bien gran tort
  Josquin des Prez
(1450 - 1521)
Fama malum
  Thomas Crecquillon
(ca. 1505 - 1557)
Entre vos mains
Mi levay pour ung matin
Ung gay bergier
  Cornelius Canis
(1506 - 1562)
Cuers prisonnier
  Nicolas Payen
(1512 - 1559)
Fringotes jeunes fillettes
Hau de par dieu
Carole cur defles (tgv Isabella van Portugal)

Pausa (5 minutos)

 

II. Viaje de Felipe por los Países Bajos en 1549

  Carolus Souliaert
(? - 1540?)
Een costerken op syn clocken clanc
  Benedictus Appenzeller
(ca. 1480 - ca. 1558)
Een Venus dierken
  Josquin Baston
(1515 - 1576)
Een gilde jent
  Anónimo Dese coxkens

III. Las novias de Felipe

  Pedro de Escobar
(1465 - 1535)
Passáme por Dios barquero
  Thomas Tallis
(1505 - 1585)
Fond youth is a bubble
  Guillaume Boni
(ca. 1530 - 1594)
Douce Beauté
  Orlando di Lasso
(1532 - 1594)
Annelein du bist fein

IV. Felipe, piadoso y melancólico, en El Escorial

  Phileppe Rogier
(1561 - 1596)
Kyrie (de la Missa Philippus secundus Rex Hispaniae)
  Pierre de Manchicourt
(ca. 1510 - 1564)
Chanson spirituelle
  Phileppe Rogier
(1561 - 1596)
Sanctus (de la Missa Philippus secundus Rex Hispaniae)

 

FICHA ARTÍSTICA

Intérpretes

Egidius Kwartet:

Alto: Peter de Groot

Tenor: Jon Etxabe-Arzuaga

Barítono: Lieven Termont

Bajo: Donald Bentvelsen

 

NOTAS AL PROGRAMA

En la primera estrofa del himno nacional holandés (Wilhelmus) hay unos versos sorprendentes:

"Al rey señor de España
Rendí yo siempre honor"

La letra se asigna al poeta y político Marnix Van Aldegonde y en ella se hace referencia a Felipe II, el hijo de Carlos V.

Es poco conocido que Felipe, a pesar de que en su largo reinado tuvo graves problemas con las regiones del norte (La guerra de 80 años en los Países Bajos) tenía, al igual que su padre, una marcada preferencia por la pintura holandesa, sus jardines, azulejos y su música. Los maestros de capilla y cantantes de ambos monarcas fueron, casi sin excepción, de origen holandés y flamenco. Algunos de ellos eran reclutados desde niños para cantar en la capilla, otros fueron apoyados por el emperador y el rey en su carrera y repercusión internacional, siendo invitados por Carlos para acompañarle en sus viajes a través de Europa o por Felipe en su vida casi monacal en la lejana España.

El programa se abre con un motete escrito con ocasión del bautismo de Felipe por Nicolas Gombert. Al igual que su ilustre predecesor, Josquin des Prez, este compositor es reconocido como promotor del estilo polifónico llamado franco-flamenco, amado y protegido por los Habsburgo y promovido en todas partes.

A continuación, el programa presenta una muestra de la música correspondiente a la juventud de Felipe, piezas para la hora de comer y las numerosas recepciones que atendió con su padre. Concluye esta parte con el impresionante lamento por la muerte de su madre, Isabel de Portugal.

Tras la pausa, el programa nos deleita con canciones de la cultura holandesa que el joven príncipe pudo escuchar en su recorrido por lo que serían sus futuros territorios del Norte.

Aunque Felipe estuvo casado con cuatro mujeres de otros tantos países (María de Portugal, María Tudor, Isabel de Valois y Ana de Austria) las cuales, sin duda, aportaron la música de sus tierras, Felipe tuvo su mundo muy particular, rígido y de vida sobria, especialmente después de la construcción del monasterio-palacio escurialense que promovió.

En él se retiró. Gerard van Turnhout, de Amberes, fue el responsable de su biblioteca musical. En ella había sistematizada una colección de composiciones de viejas y nuevas generaciones de compositores cuidadosamente coleccionadas y archivadas, aunque se interpretaban en raras ocasiones. Felipe tenía una clara preferencia por el Gregoriano, pero quería ser dueño de todo.

Quería ser reconocido como un ferviente defensor de la fe verdadera, sin embargo poseía todo lo calificado como "prohibido", así como libros heréticos. Felipe II fue un hombre piadoso, un coleccionista, un conocedor, un poco espeluznante y obseso del control, y un sorprendente amante de lo holandés.

 

EGIDIUS KWARTET

El Egidius Kwartet fue fundado en 1995 por cuatro miembros del Coro Barroco de Amsterdam, de Ton Koopman, con la finalidad de interpretar la música renacentista y contemporánea de los Países Bajos (en el sentido más amplio posible). Al cuarteto se le dio su nombre por Egidius, un personaje elegíaco de uno de los más bellos poemas holandeses, contenido en el manuscrito llamado Gruythuys.

En su repertorio principal se encuentra música escrita durante el reinado de los Habsburgo (Carlos V, Margarita de Austria, Felipe II). Con sus investigaciones, grabaciones y conciertos, los "Egidians" buscaron y consiguieron que se diera atención a maestros olvidados como Nicolas Payen y Cornelius Canis. Su grabación integral de dos Musyckboexkens, de Tielman Susato, recibió muchos elogios. Una grabación dedicada a las chansons de Thomas Crecquillon fue lanzada en 2004 y en 2005 los "Egidians" presentaron la obra olvidada de Gheerkin de Hondt. En 2006 grabaron en CD el Cancionero de Lauweryn van Watervliet. En 2008, el cuarteto publicó una aclamada grabación de las Lamentaciones de Lassus, Arcadelt, Agrícola y de Morales. 2010 marcó el inicio de una serie de 6 años de grabaciones y conciertos dedicados a los largamente olvidados Choirbooks de Leiden. Para algunos programas y grabaciones, al cuarteto se le unen renombrados cantantes e instrumentistas invitados.

En 2009, el cuarteto se embarcó en el proyecto más ambicioso de su historia: la reconstrucción musical de un legado cultural que había permanecido inédito durante siglos, los Choirbooks de Leiden. Durante los próximos años, los cantantes restablecerán este tesoro escondido, una de las colecciones del Archivo Superior de los Países Bajos, por medio de una serie de conciertos anuales, seis grabaciones de doble CD, publicaciones y programas educativos complementarios y un sitio web dedicado (www.leidsekoorboeken.nl).

Además de interpretar la música del Renacimiento, el Egidius Kwartet pretende continuar una tradición en la que los cantantes son embajadores de la nueva música de su país. Su programa del siglo XX Egidius sings Egidius, con piezas escritas por compositores holandeses y flamencos - algunas de las cuales están dedicadas al cuarteto - fue lanzado en CD en 2005. Junto con el Brisk Recorder Quartet Amsterdam, el Egidius Kwartet ideó un programa llamado Triptica, que combina la música de compositores contemporáneos holandeses y obras del ars subtilior del siglo XIV. Para el Festival "Traces of Voices", jóvenes compositores escribieron música con textos de Paul Celan para Egidius y el cuarteto Prinse. Para el décimo aniversario del cuarteto, Bart Visman les escribió un ciclo de madrigales con la soprano Claron McFadden. Theo Lovendie, Cornelis de Bondt, Mayke Nas y Martjin Padding han escrito obras para la serie de conciertos con el Nederlands Blazer Ensemble.

Para no parecer ortodoxos, cualquier desviación de la misión inicial es bienvenida y considerada una diversión. Por ejemplo, el cuarteto ha participado en un programa dedicado a Schubert con el fortepianista Arthur Schoonderwoerd y la soprano Johannette Zomer y ha cantado Die Sieben Todsünden, de Kurt Weill, con la orquesta Filarmónica de Rotterdam. Ha colaborado con una producción semi-escénica de la ópera El burgués Gentilhombre, de Lully, con el Consort Combattimento de Amsterdam; Odas, de Henry Purcell, con The Northern Consort y las melodías de Llivre Vermell (1399) en arreglos con y para Cobla La Principal d’Amsterdam.

El cuarteto ha cantado en muchos auditorios de los Países Bajos, entre otros en las temporadas de Early Music Network. Ha hecho exitosas giras por Francia, España, Bolivia, Perú y EE.UU. y se ha presentado en el Festival de Early Music de Holanda, el Festival de Holanda, el Flanders Festival, Musica Flandrica, el Tagen der alten Musik en Innsbruck, el Festival de Ambronay, el Festival des Cathédrales de Picardie, el Festival de Musique Ancienne à l’Institut Néerlandais en París, el Festival de Radovljica en Eslovenia, el Festival de Música Antigua de Dubrovnik, el Festival de Música Antigua de Aldenbiesen (Bélgica), el Barockfestpiele Arolser, el Festival Gergjev, la Galería Nacional de Washington y el Festival de Schleswig-Holstein Music. Desde hace algunos años, también Egidius organizó su propia temporada en Rotterdam y ha aparecido en varias ocasiones en el Concertgebouw de Amsterdam. Han dado clases magistrales para conjuntos vocales en el Conservatorio Enschede, en la Hochschule für Musik de Heek, Alemania, en el Traces Festival of Voices en Tilburg, en Italia y en Copenhague y en el Festival de Música Antigua de Hoorn (Holanda).

 

PETER DE GROOT

Después de estudiar con el distinguido profesor de canto Aafje Heynis en el Conservatorio de Arnhem, Peter de Groot cantó durante varios años con el Collegium Vocale Gent, bajo la dirección de Philippe Herreweghe, y en el Amsterdam Baroque Choir, bajo la dirección de Ton Koopman, en el que también participó como solista. También cantó en solitario en conjuntos como el Huelgas Ensemble (Paul van Nevel), Currende Consort, Camerata Trajectina, Gesualdo Consort, y los Cappella Figuralis, de la Netherlands Bach Society.

Como líder artístico del Egidius Kwartet es el responsable de la investigación y preparación del repertorio. También anima a los compositores contemporáneos a escribir nuevas piezas para el grupo. En el ámbito musicológico, De Groot se considera con orgullo a sí mismo como alumno del maestro Paul van Nevel. (www.altuspeterdegroot.nl).

PDF
Bájate toda la información en PDF
Espacios

Madrid
Teatro de La Abadía (Sala Juan de la Cruz)
7 de febrero – 21:00 horas
Entrada 18 €
wai-aa
Madrid Ciudad Digital
copyright © Comunidad de Madrid