Portal de Salud de la Comunidad de Madrid

Saltar Navegación

Sábado, 25 de abril de 2015

Contenido del Reglamento de información alimentaria al consumidor

Imprimir
 

El Reglamento (UE) Nº 1169/2011, que regula la información alimentaria facilitada al consumidor, es aplicable desde el 13 de diciembre de 2014, con excepción de la información nutricional que será obligatoria a partir del 13 de diciembre de 2016

El Reglamento se aplica:

► a los operadores de empresas alimentarias en todas las fases de la cadena alimentaria, en caso de que sus actividades conciernan a la información alimentaria facilitada al consumidor.

► a todos los alimentos destinados al consumidor final, incluidos los entregados por las colectividades y los destinados al suministro de las colectividades.

► a los servicios de restauración que ofrecen las empresas de transporte cuando la salida se produzca desde los territorios de los Estados miembros a los que se aplican los Tratados.

Para consultar los aspectos normativos sobre información de ingredientes que causan alergias e intolerancias alimentarias, pinchar en este acceso.

Los principales contenidos son:


 

Prácticas leales informativas

Se aplicará a:

ü  el etiquetado

ü  la publicidad

ü la presentación de los alimentos y, en especial, a la forma o el aspecto que se les dé a éstos o a su envase, al material usado para éste, a la forma en que estén dispuestos, así como al entorno en el que estén expuestos.

ü La información alimentaria no inducirá a error:

- sobre las características del alimento y, en particular, sobre la naturaleza, identidad, cualidades, composición, cantidad, duración, país de origen o lugar de procedencia y modo de fabricación o de obtención.

al atribuir al alimento efectos o propiedades que no posee.

-  al insinuar que el alimento posee características especiales, cuando, en realidad, todos los alimentos similares poseen esas mismas características, en particular poniendo especialmente de relieve la presencia o ausencia de determinados ingredientes o nutrientes.

-  al sugerir, mediante la apariencia, la descripción o representaciones pictóricas, la presencia de un determinado alimento o ingrediente, cuando en realidad un componente presente de forma natural o un ingrediente utilizado normalmente en dicho alimento se ha sustituido por un componente o un ingrediente distinto.

ü  La información alimentaria será precisa, clara y fácil de comprender para el consumidor.

ü   Salvo excepciones previstas por la legislación aplicable a las aguas minerales y productos alimenticios destinados a una alimentación especial, la información alimentaria no atribuirá a ningún alimento las propiedades de prevenir, tratar o curar ninguna enfermedad humana, ni hará referencia a tales propiedades.

Copyright © Comunidad de Madrid.