Portal de Mayores de la Comunidad de Madrid

Volver a la home del Portal del Mayor
Miércoles, 22 de octubre de 2014

Buscadores

Formulario del buscador general (Google)

Noticias


Disponibles 1.500 plazas en residencias para atender a mayores dependientes en verano


  •  Imprimir>

Disponibles 1.500 plazas en residencias para atender a mayores dependientes en verano
ESTA MEDIDA ES COMPATIBLE CON LA LEY DE DEPENDENCIA

Fecha 23/04/2009

La Comunidad de Madrid habilitará este año 1.500 plazas en residencias para la atención de mayores dependientes durante los meses de julio, agosto y septiembre para que sus familias, cuidadoras habituales, puedan descansar del esfuerzo que supone atender a una persona dependiente diariamente y disfrutar de las vacaciones estivales.
El Consejo de Gobierno ha autorizado un gasto de más de 2 millones de euros para la contratación de estas plazas residenciales para verano. El programa de 'Descanso familiar', que se inició en 1996, ha permitido que más de 17.000 mayores con alto nivel de dependencia hayan sido atendidas en alguna de las residencias de la región durante el verano, facilitando el descanso a las familias que cuidan de ellos durante el resto del año.

En estas plazas estivales, se ofrecerá a los usuarios una atención geriátrica especializada que incluye programas específicos de rehabilitación, terapia ocupacional y fisioterapia hasta una atención médica continuada. Las empresas interesadas en participar en el concurso público para la contratación de plazas estivales deberán ofertar un mínimo de cinco y hasta un máximo de cincuenta plazas en un mismo mes y dentro de la misma residencia.

Las empresas deberán prestar el servicio durante el periodo comprendido entre el 1 de julio y el 30 de septiembre, ambos inclusive, de 2009. Para las familias cuidadoras que lo necesiten, la Comunidad también facilitará plazas residenciales en el mes de octubre, que se cubrirán con recursos propios. Este programa se suma al de 'Cuidar al cuidador' a través del cual los profesionales de los servicios sociales enseñan a los familiares técnicas para mejorar la atención que prestan a la persona dependiente, ayudándoles a prevenir situaciones de sobrecarga emocional.

Los requisitos para acceder a este programa son ser mayor de 60 años, o de 55 en caso de Alzheimer, en situación de dependencia que debido a su situación de invalidez física o psíquica necesiten parcial o totalmente los cuidados de una persona para realizar las actividades elementales de la vida diaria, que residan en la región y carezcan de enfermedades crónicas que requieran hospitalización o cuidados de enfermería intensivos y continuados.