Servicio Madrileño de SaludConsejería de Sanidad

Servicio de Cirugía Cardiaca

Domingo, 20 de octubre de 2019
Estás en

Historia


El Servicio de Cirugía Cardiaca. Historia

El Hospital General de Madrid nació de la reunión de hospitales de la Villa y Corte, solicitada por las Cortes de Castilla y tramitada por Felipe II ante el papa Pío V, quién la autorizó en bula de 27 de abril de 1567. En julio de 1968 se inauguró, oficialmente, la nueva Ciudad Sanitaria Francisco Franco, levantada en la tierra del que fue hospital de San Juan de Dios, lejos del vetusto edificio de Atocha. Ciudad Sanitaria cuyo Reglamento incluía: Hospital Provincial o Instituto Médico-Quirúrgico, Instituto Provincial de Obstetricia Y Ginecología, Instituto Provincial de Puericultura, Instituto de Oncología Marquesa de Villaverde, Clínica Psiquiátrica, Hospital Psiquiátrico Alonso Vega, así como los que en el futuro puedan crearse, explicitaba el Reglamento.
Los años trascurridos hasta ahora han supuesto un período en el que se han sucedido varias reestructuraciones, administrativas y arquitectónicas. El Hospital ha recuperado su nombre original, el de General de Madrid; se apellida, Universitario -condición que siempre tuvo- Gregorio Marañón- uno de sus más eminentes profesionales-. En cualquier caso, cuatrocientos años de historia.

Antes de su fundación propiamente dicha como Servicio de Cirugía Cardiaca, en el Hospital Gregorio Marañón se realizaron algunas intervenciones cardiológicas con técnica cerrada en Departamento de Cirugía General del Dr. Muñoz Calero.

En el año 1970, toma posesión como Jefe de Servicio el Dr. Ramiro Rivera, quien estructura físicamente el Servicio en la forma que se conoce en la actualidad. Al mismo tiempo pone en marcha un Convenio con el Gobierno de Canadá, dirigido con la colaboración del Dr. Pierre Grondin, mediante el cual se favorece la estancia formativa de numerosos médicos y enfermeras del Gregorio Marañón en el Instituto de Cardiología de Montreal, incluyendo un año de estancia en la formación de Residentes. Este convenio se mantendría hasta bien entrada la década de los años ochenta.

El Servicio cubre en esta época la cirugía cardíaca abierta destacando como pionero en cirugía coronaria. Se suma además la cirugía cardiaca infantil (abierta y cerrada), cirugía vascular periférica, y un programa de Trasplante Renal, que cubrió hasta 1988 más de ochocientos Trasplantes. En total se realizaron anualmente más de mil intervenciones. En la labor asistencial del staff de cirugía, se incluye también la Unidad de Postoperatorio.

Durante este período se celebraron congresos y reuniones anuales internacionales de la especialidad, que favorecieron el intercambio de experiencias, llegando a crearse la Sociedad Internacional de Cardiocirujanos, que ha mantenido su actividad y reuniones hasta hace poco.

En Mayo de 1982, se produce el relevo en la jefatura de Servicio del Dr. Rivera por el Dr. J. Duarte. En este período comienza una transformación lenta en la población de pacientes y en las técnicas quirúrgicas. La cirugía coronaria toma menos ímpetu . Disminuye la incidencia de enfermedad reumática valvular y comienza a aumentar la edad media de los pacientes operados, con la consiguiente aparición de la patología de tipo degenerativo.

En 1988, el Dr. Duarte es sustituido en la Jefatura por el Dr. Ramón Arcas. Cesa entonces el programa de Trasplante renal, siendo sustituido por el Trasplante cardíaco (el primero en mayo de 1988, con más de cuatrocientos veinte Trasplantes realizados en la actualidad). Al mismo tiempo la cirugía vascular periférica pasa a depender de los propios especialistas.

En 1997 el Dr. Arcas abandona el Servicio, siendo sustituido por el Dr. J. L. Vallejo.

Desde Enero del 2004, la dirección del Servicio recae en la persona del Dr. González Pinto.

Actualmente es uno de los Servicios más activos del país y al mismo tiempo se han marcado las áreas de actuación con respecto a las nuevas tecnologías en la cirugía cardiaca. Así, se están desarrollando áreas tales como la cirugía reparadora de la válvula mitral, cirugía coronaria sin CEC, revascularización arterial completa, cirugía valvular mini-invasiva, homoinjertos aórticos, cirugía de la fibrilación auricular, cirugía de la aorta, raíz aórtica y conservación y reparación de la válvula aórtica, cirugía de los aneurismas, implante de las válvulas aórticas transcateter y válvulas aórticas sin sutura.

Por último no podemos omitir la lista de compañeros formados en nuestro ámbito, que en la actualidad desempeñan jefaturas de Servicio en distintos puntos de la geografía española. Citamos a los Doctores C. Infantes, M. Ajuría, J. Albertos, G. Santos, J. Zuazo, J. Duarte, F. Gonzalez de Diego y M. Castaño.