Clásicos en verano



OTRAS EDICIONES:
2010
2009
Comunidad de Madrid
BELÉN GENICIO Y MARIO BERNARDO

Belén Genicio y Mario Bernardo

LORCA Y ALBERTI EN CONCIERTO
Sobre la obra

LORCA Y ALBERTI EN CONCIERTO

Belén Genicio, mezzosoprano
Mario Bernardo, piano

Programa

I Rafael Alberti
1902 – 1999
 
  Xavier Montsalvatge
1912 – 2002
Cuba dentro de un piano
  Ernesto Halffter
1905 - 1989
La corza blanca
La niña que se va al mar
  Óscar Esplá
1886 - 1976
Cinco canciones playeras
- Rutas
- Pregón
- Las doce
- El pescador sin dinero
- Coplilla
  Rodolfo Halffter
1900 – 1987
De Marinero en tierra
- Que altos los balcones de mi casa
- Siempre que sueño las playas
- Gimiendo por ver el mar
II Federico García Lorca
1898 – 1936
 
  Antón García Abril
1933
Baladilla de los tres ríos
  Fernando Obradors
1897 – 1945
El Café de Chinitas
  Joaquín Nin-Culmell
1908 – 2004
Canciones populares *
- Los cuatro muleros
- Si tu madre quiere un rey
- Debajo de la hoja
- Los mozos de Monleón
- Tengo los ojos azules (zorongo)
- ¡Anda jaleo!
  Julián Bautista
1901 – 1960
Tres ciudades
- Malagueña
- Barrio de Córdoba
- Baile
* Compuestas sobre melodías populares recopiladas por García Lorca

Notas al programa

Los recitales de la mezzosoprano Belén Genicio están muy ligados al movimiento poético y musical de la Generación del 27, especialmente a las figuras de Rafael Alberti y Federico García Lorca y a los compositores, que inspiran su música en los poemas de estos poetas, Oscar Esplá, Ernesto Halffter, Rodolfo Halffter, Xavier Montsalvatge y Joaquín Nin-Culmell.

La andadura de Belén Genicio por la Generación del 27 comienza en 1997 en el Auditorio Conde-Duque de Madrid con el recital Manuel de Falla y la Generación Musical del 27 y sigue en 1998, en el Auditorio del Museo Centro de Arte Reina Sofía de Madrid, con el Homenaje a Federico García Lorca, incluido en los eventos de la Conmemoración del Centenario del nacimiento del poeta.

Desde entonces, se siente profundamente atraída por las obras de estos compositores y poetas y dedica gran parte de sus actuaciones a las canciones de esta época, como muestra en algunos de sus recitales:

2001.- Homenaje a Esplá y a Britten en el Auditorio del Museo Centro de Arte Reina Sofía de Madrid.

2001.- Aniversarios de Esplá y Rodrigo en el Monasterio de Valdediós (Asturias).

2003.- Obras de Esplá y de Britten, en Barcelona.

2006.- Grabación del CD titulado “Del 27 al 51, recuperación de una modernidad”.

2006, 2007, 2008 y 2009.- Programa La Canción de Concierto española de la Generación del 27, interpretado en Barcelona, París, Palermo, Huesca, Zaragoza, Aranjuez, Logroño, Teruel, Mesnil Saint-Martin (Francia), Aranjuez y Ciudad Real.

2007.- La Canción de Concierto del siglo XX, en el Auditorio de Tres Cantos.

2008.- Cantando sobre el agua, en el Auditorio Foro Romano (Zaragoza).

2011.- Contrastes. Homenaje a Mahler y a Bautista en el Auditorio de Tres Cantos.

Si mi voz muriera en tierra
llevadla al nivel del mar
y dejadla en la ribera.


Rafael Alberti


Rafael Alberti (1902-1999), el poeta de El Puerto de Santa María, nacido en el seno de una familia de origen italiano es, junto a García Lorca, un símbolo de su época. Conocedor de las tradiciones, pero comprometido con una vanguardia siempre afanosa de novedades, su talento es reconocido incluso por quienes no compartían sus principios políticos. Y es que la gracia de su arte y el enigma de su creatividad hacen de él un poeta del pueblo, un poeta marinero y un creador que concibe la poesía como un instrumento capaz de conmover y de empujar a la acción.

La producción poética de Rafael Alberti es extraordinariamente variada y revela una gran maestría para abordar los más diversos temas y estilos, en una permanente renovación a lo largo de su dilatada existencia, oscilando entre el popularismo de Marinero en tierra, el gongorismo de Cal y canto, el surrealismo de Sobre los ángeles o el compromiso político de El poeta en la calle..

Esa heterogeneidad de temas y estilos va asociada a los avatares de su vida. A los quince años se traslada con su familia a Madrid. Hasta 1923 su actividad principal es la pintura, que cambiará pronto por el quehacer poético y, como consecuencia de la Guerra Civil, se exilia primero a Argentina y después a Italia.

En 1977 regresa definitivamente a España, sin que los vaivenes políticos, los cambios de residencia y el paso de los años hayan condicionado la continuidad de su labor poética y literaria.

La estancia en la sierra de Guadarrama (1923-1924) por motivos de salud y, como consecuencia de la misma, la nostalgia del mar y de su Cádiz natal son el origen de su primer libro de poemas Marinero en tierra (1924), Premio Nacional de Literatura en 1925. Los poemas de este libro, en el que Alberti es influido por los poetas anónimos del Cancionero y Romancero españoles del XV, son acogidos con gran entusiasmo por Juan Ramón Jiménez.

Los temas y las formas populares continúan en los siguientes libros: La amante (1925) y El alba del alhelí (1926). Y si con Cal y canto (1927) Alberti rinde homenaje a Góngora y cultiva, además, los motivos de la vida moderna en una lírica claramente vanguardista, con Sobre los ángeles (1928) logra una de las obras maestras de la poesía surrealista. A sus últimos años de su estancia en España previos al exilio corresponden varios libros de inspiración revolucionaria: El poeta en la calle (1931-1935), De un momento a otro (1934-1938).

En su exilio americano, Alberti sigue publicando libros de extraordinaria belleza lírica, muchos de los cuales revelan la nostalgia de su patria. De su estancia en Italia sobresale la obra Roma, peligro para caminantes (1964-1967). Desde su regreso a España, Alberti publica varios libros, el mejor de los cuales tal vez sea Versos sueltos de cada día (1979-1982). Alberti es, asimismo, autor de un sugestivo libro de memorias La arboleda pedida y de algunas obras de teatro.

La riqueza y pluralidad de registros de la obra de Alberti desborda cualquier intento clasificatorio, pues su creatividad alcanza -además de la poesía- el teatro, los libros de memorias, dibujos e ilustraciones y sus recitaciones sobre los escenarios como los viejos juglares del Medievo.

Federico García Lorca, poeta, dramaturgo y prosista español (1898-1936) se adscribe a la llamada Generación del 27. Es el poeta de mayor influencia y popularidad de la literatura española del siglo XX. Como dramaturgo, se le considera una de las cimas del teatro español del siglo XX, junto con Valle-Inclán y Antonio Buero Vallejo.

Todas las artes son capaces de duende, pero donde se encuentra más campo, como es natural, es en la música, en la danza y en la poesía hablada.

Federico García Lorca


Federico García Lorca nace en Fuente Vaqueros, Granada. Su madre, Doña Vicenta Lorca, maestra de escuela y excelente pianista, inculca el gusto literario a su hijo y le enseña las primeras nociones musicales, que más tarde perfecciona con su padrino, Manuel de Falla.

Su niñez, vivida en contacto íntimo con la tierra, entre los olivares y almendrales de la heredad paterna, en constante convivencia con arrieros y pastores, le deja en el espíritu imágenes fuertemente grabadas que más tarde iba a resucitar en sus dramas populares.

En 1909 se traslada con su familia a vivir a Granada. Entre 1915 y 1917 hace estudios de Filosofía y Letras y de Derecho en la Universidad de Granada. En 1918 abandona la Escuela de Derecho y viaja a Madrid, donde entra en contacto con el arte y el pensamiento de su tiempo. Se hace amigo del pintor Salvador Dalí, el cineasta Luis Buñuel, los poetas Rafael Alberti y Juan Ramón Jiménez, la actriz Margarita Xirgu, entre otros, a quienes cautiva con sus múltiples talentos. Influyen, además, en la sensibilidad del poeta Lope de Vega, Juan Ramón Jiménez, Antonio Machado, Manuel Machado, Ramón del Valle-Inclán, Azorín e, incluso, El cancionero popular.

De su viaje y estancia en Nueva York (1929) surge el libro Poeta en Nueva York. En 1931 se instaura la II República y esta nombra a Fernando de los Ríos como Ministro de Instrucción Pública, quien a su vez nombra a Lorca codirector de la compañía estatal de teatro "La barraca" donde disfruta de todos los recursos para producir, dirigir, escribir y adaptar todo tipo de obras teatrales. Durante este periodo escribe Bodas de Sangre, Yerma y Doña Rosita la soltera.

Cuando estalla el alzamiento de Franco en África, rechaza el exilio ofrecido por Colombia y México, cuyos embajadores preveían que el poeta podría ser víctima de un atentado debido a su cargo de funcionario de la República.

Alrededor del 19 de agosto de 1936, Federico García Lorca fue asesinado de madrugada en el camino que va de Viznar a Alfacar.

Bajo la influencia de Góngora, Lorca utiliza frecuentemente símbolos y arriesgadas metáforas en su poesía. Los símbolos se refieren a la muerte, con diferentes matices según el contexto; el erotismo, la fecundidad, la esterilidad o la belleza. La luna, el agua, la sangre, el jinete y los metales en forma de puñales, cuchillos o navajas son otros símbolos en su obra que siempre rodean a la muerte.

Su obra está plagada de elementos tradicionales, que demuestran su inmensa cultura literaria. La música y los cantos tradicionales son presencias constantes en su poesía. Profundiza en las constantes del espíritu tradicional de su tierra y de la gente: el desengaño amoroso, la valentía, la melancolía, la pasión, etc. Tales características se muestran en obras como el Romancero Gitano (1928), Poemas del Cante Jondo (1921) o Llanto por Ignacio Sánchez Mejías (1935).



Belén Genicio

Desde su primera actuación en el Teatro de Ópera de Basel (Suiza) en Suor Angelica de Puccini, Belén Genicio ha sido invitada para actuar en prestigiosos escenarios internacionales: Teatros de Ópera de Frankfurt y de Karlsruhe (Alemania), Teatro de los Campos Elíseos de Paris, giras en Alemania de la Compañía de Ópera Italiana de Milán, Teatro Principal de Valencia, Teatro Campoamor de Oviedo, Teatro Colón de A Coruña, Sala Liszt de Budapest, Rudolphinum de Praga, y en numerosos auditorios, festivales y salas de conciertos de España, Francia, Italia y Alemania. En el Teatro Nacional de la Zarzuela de Madrid canta el papel de Soledad en la ópera Curro Vargas de Ruperto Chapí, y las protagonistas de La Tempranica de Gerónimo Giménez y de La Villana de Amadeo Vives.

Su repertorio es extensísimo. Ha cantado obras de compositores de la época del Renacimiento hasta obras de compositores contemporáneos. Destacan como sus mayores éxitos: Dido and Aeneas de Purcell, Requiem de Verdi, Las noches de estío de Berlioz, Lieder de Mathilde Wesendonk, Sheherezade de Ravel y Eugene Onegin de Tchaikovsky.

Belén Genicio ha sido dirigida por insignes maestros, como Jordan, Atzmon, Erede, Gielen, Bender y García Asensio y, en escena, por Auvray, Wernike, Neuenfels, Nieva y Marsillach, entre otros.

Es una excelente intérprete de lied, faceta que estudia en la Meisterklasse de la Escuela Superior de Música de Munich siendo becaria de la Fundación Humboldt. La “melodie”, la canción española y la música barroca son otros aspectos de su gran capacidad interpretativa. Es miembro de Art Concertante (canto, cuarteto de cuerdas y piano).

Ha realizado la grabación de un CD, “Del 27 al 51, recuperación de una modernidad”, con canciones de Toldrá y Bautista. Conciertos de presentación del CD la han llevado a actuar en Madrid, Barcelona, París, Palermo, Huesca, Zaragoza y Logroño, obteniendo grandes éxitos.

Pianista, además de cantante, su formación musical se inicia a los siete años de edad en el Conservatorio de Oviedo. Ha sido galardonada con el Primer Premio del Concurso Nacional de Canto de San Sebastián, Premio a la mejor Cantante de Ópera del Concurso Manuel Palau de Valencia y Primer Premio del Concurso Internacional de Canto Lauri-Volpi.

S.M. El Rey D. Juan Carlos le concedió el Premio Nacional Fin de Carrera en Conservatorios de Música, único para todas las especialidades musicales.



Mario Bernardo

Nace en Gijón en 1977. Es titulado superior en Piano y en Música de Cámara con Premio Extraordinario por el Conservatorio Superior de Música de Oviedo. Durante cuatro años (1997/2001) se perfecciona con la Maestra de la Escuela "Reina Sofía" de Madrid Galina Egyazarova, becado por Cajastur y por la Consejería de Cultura del Principado de Asturias. Asimismo asiste a cursos de interpretación pianística impartidos por Josep Colom, Perfecto García Chornet, Guillermo González, Irina Zariskaya, Sequeira Costa, Galina Egyazarova, Joaquín Achúcarro y Tsiala Kvernadze.

Ha obtenido premios en numerosos Concursos de Piano Nacionales e Internacionales: Ferrol (1992) y Carlet (Valencia 1992), Casa Viena (Oviedo1992), Guernika (1994), San Sebastián (1995), Ibiza (1995), Ángel Muñiz Toca (Oviedo 1997), Rotary Club y Jóvenes Solistas del Principado de Asturias (Oviedo 1998) entre otros.

En junio de 1998, realiza su primera grabación de un CD con el sello RTVE-Música que ha sido calurosamente recibido por la crítica especializada. También colabora en la grabación de otros cuatro CDs, NIFE con obras de Flores Chaviano, el segundo con obras de R. Prada, el tercero con obras de G. Martínez y J. Muñiz y el cuarto con obras de Lorca, Pedrell y Ocón.

Ha realizado su presentación con la Orquesta Sinfónica del Principado de Asturias interpretando el Concierto nº 2 de Rachmaninov y ha actuado por toda la geografía española, tanto en calidad de solista, como en grupos camerísticos, compartiendo escenario con diversos instrumentistas y cantantes.

Es colaborador habitual en los cursos y clases magistrales de Salvador Martínez (Orquesta de Valencia), Magdalena Martínez (Sinfónica de Barcelona y del Palau de Les Arts de Valencia), Peter Lloyd (Sinfónica de Londres), Vicens Prats (Orquesta de París), Nicola Mazzanti (Orquesta del Maggio Musicale Fiorentino), Peter Pearse (OSPA), Andreas Wittmann (Filarmónica de Berlín), Juan Ferriol (OSPA) y Paul Dombrecht (Il Fondamento).

Es miembro integrante de las agrupaciones Weber Trío, Versus Trío y EK Ensemble (Ensemble Contemporáneo de Asturias). Ha realizado, entre otras, el estreno absoluto de obras de N. de Paz, J. Muñiz, F. Chaviano, J. M. Cué y R. Prada.

Actualmente es profesor de repertorio en el Conservatorio Superior de Música Eduardo Martínez Torner, de Oviedo.



Textos

Rafael Alberti (1902-1999)
Cuba dentro de un piano, 1935
Cuando mi madre llevaba un sorbete de fresa por sombrero
y el humo de los barcos aun era humo de habanero.
Mulata vuelta bajera.
Cádiz se adormecía entre fandangos y habaneras
y un lorito al piano quería hacer de tenor.
Dime dónde está la flor que el hombre tanto venera.
Mi tío Antonio volvía con su aire de insurrecto.
La Cabaña y el Príncipe sonaban por los patios del Puerto.
(Ya no brilla la Perla azul del mar de las Antillas.
Ya se apagó, se nos ha muerto).
Me encontré con la bella Trinidad.
Cuba se había perdido y ahora era verdad.
Era verdad, no era mentira.
Un cañonero huido llegó cantándolo en guajiras.
La Habana ya se perdió. Tuvo la culpa el
dinero...
Calló, cayó el cañonero.
Pero después, pero ¡ah! después...
fue cuando al SÍ lo hicieron YES.
Mi corza
Mi corza, buen amigo,
mi corza blanca.
Los lobos la mataron
al pie del agua.
Los lobos, buen amigo,
que huyeron por el río.
Los lobos la mataron
dentro del agua.
La niña que se va al mar
Que blanca lleva la falda
la niña que se va al mar!
¡Ay niña, no te la manche
la tinta del calamar!
¡Que blanco tu corazón
y que blanco tu mirar!
¡y niña, no te los manche
la tinta del calamar!
CANCIONES PLAYERAS
Rutas
Por allí, por allá, a Castilla se va.
A Castilla se va por allí, por allá.
Por allá, por allí a mi verde país.
Por allí, por allá, a Castilla se va.
Por allá, por allí, a mi verde país.
Quiero ir por allí, quiero ir por allá
a la mar por allí, a mi hogar por allá.
Por allí, por allá a Castilla se va.
A la mar por allí, a mi hogar por allá.
Por allá por allí, a mi verde país.
Pregón
Vendo nubes de colores;
las redondas coloradas,
para endulzar los calores.
¡Vendo los cirros morados
y rosas las alboradas,
los crepúsculos dorados!
¡El amarillo lucero,
cogido a la verde rama
del celeste duraznero!
¡Vendo la nieve, la llama
y el canto del pregonero!
Las 12
Las doce en la aldea
¡Sal a tu azotea!
El ángel las dio
¡Sal, que salgo yo!
¡Oh, qué maravilla tan lejana, oh!
¡Sal a tu azotea,
sal, que salgo yo!
Tu verde sombrilla,
mi negro sombrero,
la flor del romero
clavada en tu horquilla,
¡Oh, qué maravilla tan lejana, oh!

Cierra tu sombrilla.
¡Sal, que salgo yo!
El Pescador sin dinero
Pez verde y dulce del rio
sal, escucha el llanto mío.
Rueda por el agua, rueda
que no me queda moneda,
sedal tampoco me queda...
¡Llora con el llanto mío!
No me queda nada, nada
ni mi cesta torneada
con un ancla, por mi amada
Llora con el llanto mío.
No me queda nada, nada
¡Si, llorad, si todos, si!
con el llanto mío
Rueda por el agua, rueda.
Coplilla
Un duro me dio mi madre,
antes de venir al pueblo
para comprar aceitunas
allá en el olivar viejo.
Y yo me he tirado el duro
en cosas que son del viento:
un peine, una redecilla
y un moño de terciopelo
De Marinero en tierra, 1924
!Qué altos
los balcones de mi casa!
Pero no se ve la mar.
!Qué bajos!
Sube, sube, balcón mío,
trepa el aire, sin parar:
sé terraza de la mar,
sé torreón de navío.
¿De quién será la bandera
de esa torre de vigía?
¡Marineros, es la mía!
Siempre que sueño las playas,
las sueño solas, mi vida.
...Acaso algún marinero...
quizás alguna velilla
de algún remoto velero...

Gimiendo por ver el mar,
un marinerito en tierra
iza al aire este lamento:
"¡Ay! mi blusa marinera!
Siempre me la inflaba el viento
al divisar la escollera".
Federico García Lorca (1898 - 1936)
Baladilla de los tres ríos (Poema del Cante Jondo)
El río Guadalquivir
va entre naranjos y olivos
Los dos ríos de Granada
bajan de la nieve al trigo.

¡Ay, amor,
que se fue y no vino!
El río Guadalquivir
tiene las barbas granates.
Los dos ríos de Granada
uno llanto y otro sangre.

¡Ay, amor,
que se fue por el aire!

Para los barcos de vela,
Sevilla tiene un camino;
por el agua de Granada
sólo reman los suspiros.

¡Ay, amor,
que se fue y no vino!

Guadalquivir, alta torre
y viento en los naranjales.
Dauro y Genil, torrecillas
muertas sobre los estanques.

¡Ay, amor,
que se fue por el aire!

¡Quién dirá que el agua lleva
un fuego fatuo de gritos!

¡Ay, amor,
que se fue y no vino!

Lleva azahar, lleva olivas,
Andalucía, a tus mares.

¡Ay, amor,
que se fue por el aire!
Sobre Melodías populares recopiladas por García Lorca
El Café de Chinitas
En el café de Chinitas
Dijo Paquiro a su hermano
Soy más valiente que tu,
Más torero y más gitano.
Sacó Paquiro el reloj
Y dijo de esta manera
Este toro ha de morir
Antes de las cuatro y media.
Esto dijo y lo cumplió.
Al dar las cuatro en la calle
Se salieron del café
Y era Paquiro en la calle,
Un torero de cartel.
Eso pasó en el café.
Si tu madre quiere un rey
Si tu madre quiere un rey
La baraja tiene cuatro
Rey de oros, rey de copas
Rey de espadas, rey de bastos
Corre que te pillo
Corre que te agarro
Mira que te lleno
La cara de barro
Del olivo me retiro
Del esparto yo me aparto
Del sarmiento me arrepiento
De haberte querido tanto.
Debajo de la hoja
Debajo de la hoja de la verbena
Deba, debajo, debajo de la hoja
Debajo de la hoja de la verbena
Tengo mi amante malo
Jesús que pena.
Los mozos de Monleón
Los Mozos de Monleón
Se fueron arar templano
¡Alza! y olé
Se fueron a arar templano
Para dir a la joriza
Y remudar con despacio
¡Ay! ¡Ay!
Y remudar con despacio
Los cuatro muleros
De los cuatro muleros
¡Mamita mía!
Que van al río
El de la mula torda
¡Mamita mía!
Es mi marío.
¡Ay! Que me he equivocao
Que el de la mula torda
¡Mamita mía!
Es mi cuñao.
Zorongo
Tengo los ojos azules
Y el corazoncillo igual
Que la cresta de la lumbre.
De noche me salgo al patio
Y me hato de llorar
De ver que te quiero tanto
Y tú no me quieres ná.
Esta gitana está loca
Pero loquita de atar
Que lo que sueña de noche
Quiere que sea verdad.
¡Anda, jaleo!
Yo me subí a un pino verde
Por ver si la divisaba
Y solo divisé el polvo
Del coche que la llevaba.
¡Anda, jaleo!
Ya se acabó el alboroto
Y ahora empieza el tiroteo
Tres Ciudades (Poema del Cante Jondo)
Malagueña
La muerte
entra y sale
de la taberna.

Pasan caballos negros
y gente siniestra
por los hondos caminos
de la guitarra.

Y hay un olor a sal
y a sangre de hembra,
en los nardos febriles
de la marina.

La muerte
entra y sale
y sale y entra
la muerte
de la taberna.
Barrio de Córdoba
En la casa se defienden
de las estrellas.
La noche se derrumba.
Dentro hay una niña muerta
con una rosa encarnada
oculta en la cabellera.
Seis ruiseñores la lloran
en la reja.

Las gentes van suspirando
con las guitarras abiertas.
Baile
La Carmen está bailando
por las calles de Sevilla.
Tiene blancos los cabellos
y brillantes las pupilas.

¡Niñas,
corred las cortinas!

En su cabeza se enrosca
una serpiente amarilla,
y va soñando en el baile
con galanes de otros días.

¡Niñas,
corred las cortinas!

Las calles están desiertas
y en los fondos se adivinan,
corazones andaluces
buscando viejas espinas.

¡Niñas,
corred las cortinas!
 
 
Información de entradas

San Lorenzo de El Escorial
Real Coliseo Carlos III
14 de agosto a las 20:00 horas
Entradas 10 y 15 €
wai-aa
Madrid Ciudad Digital
copyright © Comunidad de Madrid